No solo hubo un descarado ventajismo a favor del gobierno y el PSUV sino que a decir de expertos la danza de millones que manejo el PSUV en los comicios lagunillenses fue porcentualmente superior a la de Maracaibo y Cabimas lo cual ya es mucho decir.

Aquí intervinieron empresas como RUDICA además del mafioso “PATA LISA”. Se metieron hasta los tuétanos en la campaña sin el menor rubor. La MUD lucia empequeñecida ante aquel derroche inusitado, el cierre de campaña pretendió ser algo así como el preludio a una victoria casi segura observando a Francisco descender de un helicóptero de PDVSA en el estadio ubicado detrás de Liceo RAUL CUENCA.

Fue algo sorprendente observar la travesía desde el estadio en referencia hasta la majestuosa y millonaria tarima ubicada en plena 41. Una hilera interminable de lujosos autobuses de PDVSA colapsó casi totalmente el tránsito automotor por la zona. Que sucedió con tan apretado pero claro resultado se preguntan todavía ANIBAL NAVARRO Y JOSE DELGADO? Sucedió algo muy claro y convincente: El pueblo de lagunillas demostró ser opositor. La clase media lagunillense y sus sectores trabajadores demostraron un alto nivel de conciencia política.

Así de sencillo y claro.

p/rosa meltrozo.

Anuncios